No más caídas con la bici infantil JyroBike

Aprender a andar en bicicleta es uno de los retos más complicados a los que nos tenemos que enfrentar cuando somos niños. Este reto, además, conlleva caídas y golpes por los que es inevitable pasar.

Muchas veces este paso se vuelve tan complicado por la costumbre que cogen los niños a andar con los ruedines, lo que les crea una sobre seguridad. Con ellas las bicis son tan estables que los niños nunca aprenden a mantener el equilibrio por si mismos.

Suponemos que en esto pensaban los creadores de la nueva bici infantil Jyrobike. Se trata de una bicicleta que cuenta con una tecnología basada en la llamada precesión giroscópica. La bicicleta cuenta con una rueda delantera dotada de un giroscopio y un motor destinado a que, pese a la falta de equilibrio, la bicicleta se mantenga perfectamente estable, imitando la estabilidad que conseguiría una bicicleta a gran velocidad cuando se va mucho más despacio.

A medida que se aprende, se puede disminuir el efecto de la rueda, reduciendo progresivamente la ayuda al equilibrio y dejando que el niño vaya solo.

Aún es un proyecto, pero la idea parece que está cuajando y pronto la veremos por las calles. Además de la versión infantil, planean sacar una versión de Jyrobike enfocada a un público adulto, pensando en aquellos con problemas de equilibrio por motivos físicos, así como para los que nunca llegaron a manejarse sin ruedines.

Fuente | ElConfidencial